ELECTROESTIMULACIÓN O GIMNASIA PASIVA

La electroestimulación muscular es una tecnología con aplicaciones profundamente estudiadas por la ciencia empírica y muy eficaz en aplicaciones deportivas, terapéuticas y estéticas.

Se fundamenta en la generación de contracciones musculares inducidas por impulsos eléctricos específicamente generados por un dispositivo electrónico, aplicados sobre el cuerpo mediante electrodos superficiales. 

Las aplicaciones de la electroestimulación muscular son ampliamente reconocidas y utilizadas eficazmente en todo el mundo porque combina el más alto nivel seguridad y efectividad, con tratamientos agradables, no invasivos y asequibles. 

Las aplicaciones periódicamente constantes de la electroestimulación muscular ayudan a conseguir muy buenos resultados en una extensa variedad de tratamientos de tonificación muscular y reafirmación, adelgazamiento, mejora de la circulación sanguínea y de recuperación de las propiedades musculares después de periodos de inactividad, entre muchas otras aplicaciones. 

Los grandes avances tecnológicos de los últimos años han permitido el desarrollo de algunos equipos de electroestimulación muscular que permiten realizar tratamientos, más allá de los clásicos tratamientos musculares, obteniendo también resultados en la mayoría de tratamientos de moldeado corporal, tales como la celulitis, recuperación postparto, reafirmación de piel, etc.